El lobo y la zorra

| |

 

Una vez un lobo muy grande y fuerte nació entre los lobos, que excedió a todos sus compañeros del mismo tipo en fuerza, tamaño, y rapidez, de modo que ellos unánimemente decidieran llamarlo «León».

El lobo, con una carencia de sentido igual a su tamaño enorme, pensó que ellos le dieron este nombre por ser en verdad como un león, y, dejando su propia raza, se fue a vivir finalmente con los leones.

Una vieja zorra, viendo eso, le dijo,

–Es mi intención no llegar nunca a hacerme tan ridícula como usted lo  hace con su orgullo y vanidad; porque aunque usted tiene el tamaño de un león entre lobos, pero en una manada de leones usted es y seguirá siendo definitivamente un lobo.

 

 

Ninguna apariencia puede quitar la esencia.

Facebooktwitterpinterest
Anterior

El arquero y el león

El lobo, la zorra y el mono

Siguiente

Deja un comentario