Actividades para después de la escuela

| |

La importancia de que los niños estén activos después de la escuela

 

¿Sabías que lo que hacen tus hijos después de la escuela puede afectar a lo que hacen y a su rendimento en la escuela?

Las investigaciones demuestran que la actividad física regular contribuye a mejorar las notas académicos, mejora la concentración y la conexión con la escuela y protege contra comportamientos negativos como el acoso escolar.

Desafortunadamente, solo el 31% de los niños y jóvenes son lo suficientemente activos como para alcanzar las pautas normalizadas de actividad física de 60 minutos por día.

El período posterior a la escuela es muchas veces un tiempo sedentario para los niños, ya que sus padres tienden a mantenerlos dentro de un lugar seguro en lugar de correr afuera y hacer actividades al aire libre.

Un niño activo debe realizar actividad física en el hogar, en la escuela y en la comunidad . Y hay muchas maneras en que puede alentar a sus hijos a que realicen más actividad física durante las horas posteriores a la escuela. Veamos seguidamente algunas sugerencias…

Hacer tiempo para jugar

Jugar gratis, sin estructurar es divertido, ¡pero no es frívolo! Para los niños, el juego activo es realmente necesario para un crecimiento y desarrollo óptimos. Los niños necesitan tiempo para correr, explorar, construir, imaginar y relacionarse con  sus amigos y familiares.

Si no puede estar allí,  para ver a sus hijos mientras juegan activamente, comparta las obligaciones con un vecino o anime al cuidador de su hijo a que supervise a su hijo y a algunos amigos mientras corren libres, saltan y se mueven.

Para los niños, el juego activo es realmente necesario para un crecimiento y desarrollo óptimos.

Apagar la televisión

Nuestros hijos pasan demasiado tiempo sedentario frente a televisores, smartphone, videojuegos y ordenadores. Los niños y los jóvenes no deben tener más de dos horas de tiempo de pantalla por día. Para los niños en edad preescolar, la recomendación es menos de una hora, y para los niños menores de dos años, la recomendación es tiempo de pantalla cero. Haga y establezca algunas reglas en su hogar sobre el tiempo de pantalla en el período posterior a la escuela y cúmplalas.

 

Transporte en bicicleta o andando

El transporte activo es una de las maneras más fáciles de obtener más actividad física y juego activo en el día de un niño. Entonces y siempre que sea posible, camine o monte en bicicleta con sus hijos hacia y desde la escuela, o aliente a los cuidadores o guarderías de sus hijos a que hagan lo mismo.

Organizarse

Las escuelas,  organizaciones municipales de recreación, las asociaciones o clubes deportivas locales,  ofrecen programas para después de la escuela amigables con el presupuesto familiar. Algunos se enfocan en el deporte o la actividad física, pero incluso en un programa de arte o música, su hijo tendrá beneficios en cuanto se refiere al juego activo  y ponerse en movimiento.

Para obtener más información sobre los programas después de la escuela en su área, visite:

O revise su centro comunitario local o la junta escolar para programar actividades extraescolares cerca de usted.

 

Más artículos relacionados…

Por favor si te ha gustado esta información, ayúdanos a que llegue a la mayor cantidad de personas. Sólo con hacer “click” en los botones de abajo y compartirlo en tus redes sociales.

¡ Gracias por tu ayuda !

Facebooktwitterpinterest
Anterior

5 lecciones de vida que los niños pueden aprender de los deportes

El Deporte infantil

Siguiente

Deja un comentario